Latino News Today
Sin categoría

Cosco Shipping paraliza construcción de megapuerto de Chancay tras hundimiento en obras de túnel y colapso de casas

Cosco Shipping, la empresa a cargo del megapuerto de Chancay, anunció este martes la paralización de sus trabajos “hasta que se identifiquen” las causas del hundimiento registrado en el centro poblado de Peralvillo durante la obra del túnel que conectará el macroproyecto con la carretera Panamericana.

“Estamos en pleno trabajo de investigación para ver exactamente cuáles han sido las causas que han generado este problema y hasta que no identifiquemos las causas no vamos a continuar la construcción. […] Estas indagaciones serán informadas y monitoreadas por la autoridad portuaria nacional y los entes competentes como corresponden”, dijo Rómulo Zarauz, gerente de responsabilidad social y comunidades de la firma de origen chino.

El directivo ratificó que Cosco Shipping reparará a las cuatro familias perjudicadas directamente por el hundimiento y les brindará alojamiento temporal, mientras sus viviendas son restauradas.

“Les hemos ofrecido alojamiento inmediato, estamos ofreciéndole un departamento mientras demore la refacción y reconstrucción de sus casas, adicionalmente vamos a asumir los costos que ello implique y una compensación por todas las molestias generadas”, señaló.

Hasta el momento se ha registrado tres viviendas afectadas. Dos de ellas inhabitables tras hundimiento que soprendió a vecinos de Peraldillo.

Zarauz refirió que, previo a los trabajos, la concesionaria trazó “una línea de base en todas las viviendas que podían ser potencialmente afectadas, incluyendo las [afectadas], de manera que, ante cualquier incidencia, ya sea rajaduras de cualquier tipo intervenimos como corresponde”. Hasta el momento, puntualizó, son 150 viviendas “intervenidas y reparadas”.

En un comunicado previo, la empresa había lamentado los inconvenientes ocasionados y asumió la responsabilidad de las acciones necesarias para reparar los daños, así como reforzar las medidas preventivas del proceso de construcción.

Imágenes difundidas por Canal N mostraron un el hundimiento en la zona de Peralvillo, con la destrucción parcial de varias casas y rajaduras en varias viviendas y negocios aledaños a un tramo de la Panamericana.

Después del incidente, un grupo de vecinos llegó a las instalaciones de la concesionaria y lanzó piedras. El malestar llegó a su punto álgido, con altercados con efectivos policiales, después de que Emapa Chancay, que suministra agua potable en esta jurisdicción, anunciara la suspensión temporal del servicio para evitar fugas. También se ha registrado el cierre de la carretera, en el kilómetro 75 y 80.

Vecinos arremeten contra representante de la empresa constructora en Chancay. Canal N

El puerto de Chancay, con una inversión de 3400 millones de dólares, apunta a ser un punto marítimo clave para el comercio entre Sudamérica y Asia, principalmente China (puerto de Shanghái), pues devendrá en un hub regional que redistribuirá la carga del Perú, Chile, Ecuador y Colombia.

Según la compañía, su construcción ya tiene el avance de más del 40% y prevé iniciar operaciones en el último trimestre del 2024. Además, genera 1,300 puestos de trabajo directos y alrededor de 8,000 empleos indirectos por la dinámica económica que ya se observa en la zona.

Sin embargo, sus detractores han alertado del impacto social y ambiental que podría acarrear (el biólogo marino alemán Stefan Austermühle denunció en un informe que la construcción causaría daños irreparables al humedal de Santa Rosa, contiguo a los terrenos).

Comunicado
Comunicado

Para construir el puerto ya se ha demolido uno de los cerros que configuran el paisaje de acantilados típico de esta zona y, para conectarlo con la Panamericana, actualmente se excava bajo Chancay el mencionado túnel de 1,8 kilómetros que tendrá tres carriles para circulación de vehículos, dos cintas para el transporte de carga a granel sólida y tuberías para los líquidos.

En septiembre de 2022, Míriam Arce, presidenta de la Asociación en Defensa de las Viviendas y el Medio Ambiente, ya había denunciado que “muchos vecinos han visto cómo aparecían grietas en sus casas y hay barrios enteros que tienen que ser evacuados a diario por las voladuras”.

“Estamos sufriendo daños psicológicos. Nadie sabe lo que es vivir todo el día con el sobresalto de las explosiones”, dijo a la BBC la representante de este colectivo vecinal que reclamaba, sin éxito, la reubicación del puerto.

Por su parte, el exministro de Transportes y Comunicaciones, Juan Barranzuela, reconoció en el mismo medio que “las demoliciones y el corrimiento de tierras están produciendo inestabilidad en los suelos y el colapso de algunas viviendas”.

Enlace a la fuente